Una tarjeta de crédito virtual funcionan de manera muy similar a las tarjetas de prepago, con la pequeña diferencia de que las tarjetas virtuales las utilizamos a través de nuestros teléfono o en línea. Al adquirir una tarjeta de crédito virtual, usted cuenta con el dinero que le deposite a la tarjeta. Este tipo de tarjetas son populares principalmente para realizar compras en línea y subscripciones. En este artículo usted podrá encontrar información sobre tarjetas de crédito virtuales y cómo obtenerlas.

 

Donde comprar tarjeta de credito virtual?

  • Transferwise Borderless es una cuenta bancaria virtual gratis y viene con una Mastercard virtual. Esta disponible para los habitantes de Chile, Colombia, España y del resto de Europa, Estados Unidos y más.
  • Neteller es una de las formas más sencillas para obtener una tarjeta de crédito virtual ya que opera en muchas partes del mundo. Ofrece la tarjeta de prepago Net+ gratis, con la que podemos realizar compras en línea y en la mayoría de los establecimientos. La cuenta es simple de usar, concisa y sin complicaciones.
  • N26 también ofrece una tarjeta de crédito virtual. Se puede abrir en cuestión de minutos. Además de la tarjeta virtual, le pueden enviar una tarjeta plástica. Esta disponible para habitantes de España y pronto también estará disponible en los Estados Unidos y Brasil.
  • Revolut ofrece una tarjeta de crédito de prepago Visa o MasterCard y un IBAN en Reino Unido. La cuenta se crea en cuestión de minutos. La modalidad premium le da la opción de generar tarjetas virtuales gratis desechables mediante un solo click.

Lo más importante

  • Las tarjetas de crédito virtual son útiles principalmente para realizar compras en línea
  • Las tarjetas de crédito de prepago pueden ser de gran valor cuando no podemos adquirir una tarjeta de crédito convencional
  • Obtener una tarjeta de crédito de prepago es sencillísimo si se compara con el proceso para obtener una tarjeta de crédito convencional con los bancos

Tarjeta física y tarjeta virtual

Las tarjetas crédito virtuales generalmente se solicitan descargando la aplicación para móvil de la entidad emisora o a través de la página de Internet correspondiente. En el proceso de apertura se crea una tarjeta de crédito virtual en su teléfono móvil o en una cuenta personal en línea.

«La principal diferencia entre las tarjetas de credito virtuales y las tarjetas clásicas es que para las primeras no existe un soporte físico (plástico) para la tarjeta. Se utilizan para el comercio en Internet a través de compañías como PayPal y otros medios de pago online.» Economipedia

El hecho de que su tarjeta de crédito sea virtual no quiere decir que no la pueda utilizar en establecimientos. Hoy día existen muchos lugares en los cuales usted puede pagar utilizando su teléfono. Solamente tiene que configurar tu NFC de tu teléfono con tu tarjeta y listo.

De igual manera, si usted prefiere contar con la tarjeta física, pude solicitarla una vez que cuente con la tarjeta online. Sin embargo, los bancos y entidades financiera emisoras suelen cobrará una comisión por ella.

Si no requiere la tarjeta para pagar en establecimientos, entonces simplemente puede utilizarla para realizar compras en línea.

 

Tarjetas de crédito virtuales Visa y Mastercard

La mayoría de las tarjetas de crédito virtuales son Visa o Mastercard. Esto dependerá de la entidad financiera o banco que la emita. Si usted desea específicamente una de ellas, revise bien antes de crear una tarjeta de credito virtual gratis para que no pierda su tiempo.

En caso de que la utilice para compras en línea, el hecho de que las tarjetas de crédito virtuales estén respaldadas por estas dos gigantes del mundo financiero garantiza su aceptación en prácticamente cualquier sitio web.

Principales tarjetas de crédito virtual

La empresa alemana N26 fue fundada en el 2013 y cuenta con 2.5 millones de clientes en 24 mercados europeos y tienen planes de incursionar en los Estados Unidos en el 2019. N26 cuenta con estatus de unicornio. Es una de las finetech de mayor valor. La cuenta N26 ofrece una tarjeta MasterCard de prepago. La pueden solicitar residentes de España y otros países del área económica europea.

Revolut es una empresa lanzada en julio del 2015 en el Reino Unido. Al día de hoy cuenta con más de 4 millones de clientes (80,000 en España) y está valuada en 1.7 mil millones de dólares, con lo cual se adentró en el conjunto de empresas unicornio en el 2018. Revolut ofrece una tarjeta de credito Visa virtual recargable de prepago. También nos da la opción de una tarjeta MasterCard gratis. Ambas estarán ligadas a una IBAN del Reino Unido.

Otra opción de tarjeta de credito virtual Neteller. Esta empresa fue creada en Canadá en 1999. Aunque inicialmente su enfoque era la transferencia de pagos, forex y transferencias entre cuentas bancarias, posteriormente lanzaron su tarjeta de prepago. Con ella podemos realizar compras en línea y en establecimientos. Con Neteller todo el mundo puede solicitar una tarjeta de crédito virtual gratis.

Tarjeta de credito virtual para comprar por Internet

El principal uso de las tarjetas de crédito virtuales es para realizar compras en línea. Por otro lado, algunas empresas que ofrecen tarjetas de crédito online también ofrecen otros servicios como envío de dinero a otros países, compra de criptomonedas, generador de tarjetas de crédito desechables, servicios de inversión, entre otros.

Una de las ventajas de contar con una tarjeta de crédito virtual es que podemos tener un control total sobre ella. Por ejemplo, podemos bloquearla en cualquier momento. Esto nos da la seguridad de que la tarjeta funciona solamente cuando lo deseamos.

Otra ventaja de este tipo de tarjetas es que las podemos utilizar para suscribirnos a sitios web. Por ejemplo, usted puede crear tarjeta de credito virtual para Netflix y Amazon.

Igualmente, puede utilizar su tarjeta de credito virtual para verificar PayPal. Tenga en cuenta que algunas de ellas le darán problemas. Le recomendamos revisar algunos de los foros en línea de la tarjeta que deseé adquirir en los que se pueda corroborar que de hecho se pude utilizar para PayPal.

Otros usos y beneficios de tarjetas de crédito online

Cuando usted solicita una tarjeta de crédito virtual, ésta viene con una cuenta IBAN que puede utilizar en el resto de la Unión Europea. Esto es una ventaja contra los bancos locales, aunque éstos cada vez son menos.

Otro uso común de las tarjetas de crédito de prepago es para realizar viajes. Muchos viajeros optan por este tipo de tarjetas dada su flexibilidad y aceptación en países de Europa y el mundo.

Las entidades financieras que ofrecen estas tarjetas también suelen ofrecer servicios extras a los clientes para sobresalir sobre la competencia. Estos van desde la opción de comprar y vender criptomonedas, hasta seguros por daños parciales a su teléfono móvil.

Pasos para crear tarjeta de credito virtual recargable

Para crear una tarjeta de crédito virtual recargable es muy sencillo. Lo único que tiene que hacer es seleccionar la compañía con la que quiera tener su tarjeta de crédito online. Una vez que la haya seleccionada, descargue la aplicación o abra una cuenta en línea y siga los pasos que le indiquen.

Le van a solicitar que ingrese su correo electrónico, datos personales, teléfono móvil y que envíe una foto de su DNI o pasaporte. Esto se realiza en cuestión de minutos.

Una vez que envíe esa información a través de la aplicación o en línea, se tardarán un par de minutos en darle respuesta. Sin embargo, en ocasiones puede llegar a tomar un par de días. Generalmente es el primer caso.

En cuanto le den respuesta, es necesario que le deposite dinero a su tarjeta. Esto lo puede hacer mediante transferencia bancaria. Una vez realizado esto, estará listo para utilizar su tarjeta virtual.

Diferencia entre las tarjetas de crédito y tarjetas de crédito online

Una tarjeta de crédito es un instrumento financiero con el cual el cliente puede pagar sin la necesidad de contar con dinero en efectivo. Los tipos de tarjetas de crédito varían dependiendo de la forma de pago.

En el caso de las tarjetas de prepago, como su nombre lo indica, el usuario de la tarjeta deposita el dinero con el que quiere contar. En el caso de las tarjetas de crédito clásicas, el usuario dispone de un crédito que tendrá que pagar una vez llegada la fecha acordada para liquidar el crédito.

Aunque las tarjetas de crédito de prepago entran dentro de la categoría de instrumento de financiación, la entidad financiera o banco no otorga ningún crédito al usuario, como sí lo hace con las tarjetas de crédito normales.

En este sentido, la diferencia entre un tipo de tarjeta y otra radica en que con las tarjetas de crédito online, al funcionar como tarjetas de prepago, usted no adquiere ninguna deuda con la entidad emisora, mientras que con las tarjetas de crédito clásicas sí.

Artículos relacionados